sábado, 17 de agosto de 2013

Como una novela, de Daniel Pennac

Lo que tiene navegar por la red. No recuerdo el motivo concreto ni la necesidad (si es que la había) de mi navegación. El caso es que ha vuelto a caer en mis manos este libro, que leí hace al menos veinticinco años y del que guardo un estupendo recuerdo. Pasaba un mes de vacaciones en Granada. Me encontré con un buen amigo y acabamos hablando de libros. Él llevaba consigo en ese momento Como una novela, y me lo puso por las nubes. Así que, después de despedirme, eché mano al bolsillo, comprobé que quizá me alcanzara el poco dinero que suelo llevar encima, y, en la primera librería que vi, entré y me lo compré. Recuerdo que lo leí de un tirón, tumbado en la piscina, bien es verdad que alternando con algún que otro chapuzón. Sugerente y entretenido, este libro, escrito por un profesor de Secundaria amante de la literatura y buen conocedor de los adolescentes pretende acercar la literatura a los jóvenes para que descubran «el placer de leer», o lo que es lo mismo, que se puede leer por placer y no por obligación, y es cuando mejor te lo pasas. A pesar de los años que han pasado desde su publicación en 1987, este libro no ha perdido actualidad. Es, sin duda, una muy buena lectura para el verano. Porque, además, se lee como una novela. Que la disfrutes.

0 comentarios:

Publicar un comentario