miércoles, 25 de febrero de 2015

La lección de August, de R. J. Palacio

August Pullman, Auggie, es un chico de diez años que nació con una deformidad facial. Vive con sus padres y su hermana mayor, Via, que siempre le han ayudado y protegido. Nunca ha ido a la escuela y sus padres piensan que debe ir. Ese momento es el comienzo de la novela: las conversaciones previas con sus padres y la primera visita de August al colegio para conocerlo y hablar con el director. El narrador de las primeras cien páginas es August, y luego toman el relevo Via, Jack y Summer —amigos de August—, Justin y Miranda —novio y amiga de Via—. El libro narra sobre todo la difícil adaptación de August y el acoso que sufre por parte de uno de sus compañeros. Pretende conmover y conmueve, gracias en buena medida a las voces narrativas: la de August, natural y convincente, y las de los demás, que sirven para dar idea de lo que piensan y sienten quienes rodean a August y llevar a todos a enfrentarse a la realidad y crecerse ante las dificultades. La novela plantea con acierto la importancia del afecto y la dedicación de unos padres que lo sacrifican todo por su hijo, así como la felicidad que se encuentra en el olvido de uno mismo. R. J. Palacio ha sido durante veinte años directora de arte y diseñadora gráfica. Con La lección de August (Wonder en el original), su primera novela, ha obtenido un éxito resonante.

0 comentarios:

Publicar un comentario